DRAMÁTICO AUMENTO DE CÁNCER DE CUELLO UTERINO EN NIÑAS VACUNADAS CONTRA VPH

Los datos sobre el cáncer del gobierno australiano muestran el aumento dramático en el cáncer de cuello uterino en niñas vacunadas con Gardasil. 

Laboratorios Merck comercializa Gardasil como un profiláctico contra los cánceres cervicales a pesar de los estudios previos a la licencia de la compañía que mostraron un AUMENTO del 44.6% en los cánceres cervicales  entre las niñas expuestas al virus del VPH antes de la vacunación (hasta un 30% puede estar expuesto en el canal de parto).

Las cifras del gobierno muestran un aumento del cáncer del 16% en personas de 25 años, un aumento del 28% en personas de 30 años, varios años después de la vacunación.

La prensa mundial ha citado y acreditado ampliamente las afirmaciones del inventor de la vacuna Gardasil, Ian Fraser (que recauda millones en pagos de regalías de Gardasil), de que Gardasil está a punto de abolir el cáncer cervical en Australia.  

Desde 2007, a todas las niñas y mujeres de hasta 26 años se les ha ofrecido la vacuna contra el VPH en Australia. 

Las cifras del gobierno muestran un aumento del cáncer:

Del 16% en personas de 25 años.

Del 28% en personas de 30 años, varios años después de la vacunación. 

La tasa de la persona de 30 años aumentó de 5.4 / 100k a 6.9 / 100k. 

La tasa del joven de 25 años aumentó de 3.2 a 3.7 por 100k.

Mientras tanto, las muertes en mujeres mayores (no vacunadas) están disminuyendo posiblemente debido a la exitosa detección temprana de Papanicolaou. 

Esto apunta a la vacuna como el claro culpable en las mujeres vacunadas, ya sea por:

1) fracaso de la vacuna,

2) reducción de la prueba de Papanicolaou (probablemente debido en algunos casos a la confianza en la vacuna contra el VPH),

3) reemplazo de tipo (las 9 cepas de VPH seleccionadas por la vacuna se reemplaza por cepas más virulentas) o por

4) cebado patogénico. 

CienciaySaludNatural.com

Fuente: https://childrenshealthdefense.org/news/australian-data-cancer-epidemic-in-gardasil-girls/

Si desea conocer más acerca del origen emocional de las enfermedades puede adquirir mi libro haciendo clic sobre la imagen.

Imagen: diariofemenino.com

Deja una respuesta